(2013) "Dallas buyers club" (El Club de los desahuciados) del director Jean-Marc Vallée




Dallas Buyers Club está basada en la verdadera historia de la vida de Ron Woodroof, un toxicómano y homófobo que ama a las mujeres, al cual en 1986 se le diagnosticó el VIH en todo su cuerpo, y que solo contaba con treinta días de vida.

El protagonista comenzó a tomar un medicamento denominado como AZT, la única droga legal disponible en los EE.UU, el cual le llevó al borde de la muerte. Para sobrevivir, él comenzó a desintoxicarse, tomando medicamentos antivirales de todo el mundo, pero aún sigue siendo ilegal para los pacientes de EE.UU. Otros pacientes de SIDA buscaron sus medicamentos renunciando a los hospitales, a los doctores y a la AZT.

Con la ayuda de su doctora Eva Saks y otro paciente, Rayon, Ron creó el Dallas Buyers Club, el primero de docenas que se formaron alrededor de la ciudad, proporcionando a sus miembros pagar por estos medicamentos alternativos. Los Clubes fueron creciendo, en números y clientes, llamando la atención de las empresas de la FDA y las compañías farmacéuticas, las cuáles hicieron una campaña contra Ron.


https://youtu.be/U8utPuIFVnU


Impecable, alucinante, brillante, enrolladisimo y emotivo Matthew McConaughey, y Jennifer Garner, Jared Leto, Steve Zahn, Dallas Roberts, Denis O'Hare, Griffin Dunne, Kevin Rankin, Lawrence Turner, Jonathan Vane.



La edad de oro de Matthew McConaughey arrancó el día que, tras encadenar títulos horripilantes de la vacuidad de Cómo perder a un chico en diez días (2003), Tiptoes (2003), Sahara (2005), Novia por contrato (2006) y Como locos... a por el oro (2008) - y me dejo alguno-, decidió despedir a sus agentes que, al fin y al cabo, lo querrían convertir en el Nicolas Cage de la comedia romántica, y se lanzó a un cúmulo de películas-kamikaze, donde su imagen impoluta mantenida hasta la fecha se trastocó de pies a cabeza al lanzarse a interpretar a una serie de personajes que lindaban entre lo amoral -Killer Joe (2008)-, lo antipático -Bernie (2008)-, lo pervertido -El chico del periódico (2012)- y lo subyugante -Mud (2012)-. Dio en el clavo y acabó explotando como el totémico actor que es -que fue; no olvidemos que McConaughey arrancó su carrera con esa joya llamada Movida del 76 (1993)-. Y desde entonces no ha parado, tanto da que se coma la pantalla en los cinco minutos que aparece en El lobo de Wall Street (2013), como que dinamite con su presencia y diálogos la serie de TV True Detective (2014) o, como en Dallas Buyers Club, someta la película cual dominatrix con su mera presencia consumida, explosiva y (positivamente) histriónica.


Trackbacks

    Keine Trackbacks

Kommentare

Ansicht der Kommentare: (Linear | Verschachtelt)

    Noch keine Kommentare

Kommentar schreiben


Umschließende Sterne heben ein Wort hervor (*wort*), per _wort_ kann ein Wort unterstrichen werden.
Die angegebene E-Mail-Adresse wird nicht dargestellt, sondern nur für eventuelle Benachrichtigungen verwendet.
Um einen Kommentar hinterlassen zu können, erhalten Sie nach dem Kommentieren eine E-Mail mit Aktivierungslink an ihre angegebene Adresse.

Um maschinelle und automatische Übertragung von Spamkommentaren zu verhindern, bitte die Zeichenfolge im dargestellten Bild in der Eingabemaske eintragen. Nur wenn die Zeichenfolge richtig eingegeben wurde, kann der Kommentar angenommen werden. Bitte beachten Sie, dass Ihr Browser Cookies unterstützen muss, um dieses Verfahren anzuwenden.
CAPTCHA