(1971) "Los gozos y las sombras" por el novelista Gonzalo Torrente Ballester


2012-11-22 23:19



"LLega el señor"
I Parte


Carlos Deza, Cayetano Salgado, Clara, Inés, Juan, Rosario, Dona Mariana, Dona Angustias, Baldomero el boticario, Lucia su mujer, el Cubano y su bar, Paquito el loco o el relojero, Fray Ossorio, Fray Eugenio, el prior, Don Lino, Cubeiro, Carreira, la senorita Germaine, y todas las mujeres y hombres de Pueblanueva.... los difuntos y fantasmas quedan incluidos.

!!!que precisión y belleza de personajes!!!

Qué suculento regalo de este gran novelista gallego, nacido en El Ferrol, provincia de La Coruña. Gracias, gracias, fiera de las letras. Con qué facilidad se nos enreda el autor hasta la médula, a lo largo de las pieles no tan solo de los personajes, sino que engloba su existencia a las de todo un pueblo, un pueblo llamado Galicia y en la ficción, Pueblanueva del Conde. Donde todos ellos forman la misma tela de araña. Tan bien están mostradas las miserias, como la sabiduría. El saber y el honor. La locura y la cordura. Es la unísona manera de pensar, sentir y dirigir, trabajar, sufrir, amar, y pelear, comer, dormir, y soñar.


Unos mandan, más bien uno sólo es quien manda, es Cayetano, el cacique, quien es el dueno de casi todo en Pueblanueva, si incluso es el dueno de las mujeres! Orgulloso y soberbio, un capataz dictatorial y a la vez un hombre de a pie. Su contraria es Dona Mariana, muy poderosa, muy rica, y más inteligente incluso y todo un portento en los negocios. Ella administra los barcos de los pesacadores, con ello no gana mucho dinero, pero alimenta más o menos a los que salen a pescar, lo cual la gratifica. Y es excelente persona en el arte de la vida, la más noble y de admirar. Es quien acoge en su hogar a Don Carlos Deza. El resto trabajan, se dejan la piel en los Astilleros y obedecen a Cayetano. Callan aunque tengan razón, critican a todos y olvidan, tomando copas de aguardiente, en el Casino, los pudientes, en el bar del Cubano, el resto osea los pobres. Qué remedio! que sino .... adiós al trabajo y a los 4 duros. Sólo Carlos el recien llegado a Pueblanueva, y aunque procede de allí, se ha criado en otro sitio en el estrangero, en Austria concretamente y tras 30 anos regresa, no por un deseo expreso, sino más bien cree que es por una deuda con el pasado, con sus padres tal vez. No obedece a nadie y por ello todos le esperan, para confesarle de alguna manera, sus pecados. Carlos oirá a todos. Es un médico psiquiatra y sabe escuchar en el alma de cada uno de ellos. Primero en la gran casa de Dona Mariana, después en su propio hogar, Carlos poco a poco irá entrando en todas esas vidas que le estaban simplemente aguardando. Él por su parte, inicia una relación pasional con una campesina Rosario, aunque sabe que es la amante de Cayetano, la número no se sabe, pero también quiere un poco a Clara, la hermana de Juan, el sindicalista y el amigo de su infancia. Cayetano, por su otra parte, educado a la inglesa, al no poder "comprar" a Carlos, lo deja por indiferente, ambos son de la clase acomodada, Cayetano es un burgués muy rico y Carlos un aristócrata venido a menos. Carlos al liarse con Rosario desatará el conflicto, y Cayetano intentará de todas las maneras acabar con él, a golpes o como sea.

Es el mismo conflicto que se produce entre la Galicia feudal, atenazada por la decadencia, y la sociedad moderna que comienza su irresistible ascenso.

En el antiguo pazo familiar por restaurar Carlos se instala y decide quedarse en Pueblanueva del Conde. Galicia, inundada siempre de lluvias torrenciales, de neblinas al amanecer, que se alargan como sombras hasta el mediodia.

IOI

"Donde da la vuelta el aire"
II Parte




En la segunda parte, el título nos situa en "donde da la vuela el aire" es decir, en la casa de Carlos Deza, que ya instalado con chimenea abierta, una cama caliente, ropa y velas sigue su inalterable, cómodo y tranquilo retiro voluntario. Un nuevo inquilino le acompana y no está solo, es Paquito el relojero. A través del corazón de Carlos, y de su hogar acogedor, todos los personajes irán pasando como en desfile para desnudar el alma frente a Carlos. Cayetano no obstante quiere pelearse con él, por culpa de Rosario que se ha convertido en amante fija de Carlos. Otra mujer, Lucía la mujer del boticario, tuberculosa y enferma, le invita al baile de disfraces, pués se siente muy desamparada. Y Clara bonita como siempre y porque sí, aunque enamorada de Carlos, desiste en conquistarlo, porque es demasiado orgullosa. Su hermana Inés, que quiere ingresar en un convento, huye a Madrid, tras los pasos del padre Ossorio que ha sido expulsado de la iglesia por sobervia según el malvado Prior. Y también los pescadores buscarán a Carlos, Juan en concreto, para pedirle que interceda por ellos, y pida el favor de Dona Mariana, para que les alquile las embarcaciones. pero Dona Mariana, mayor y enferma poco podrá hacer por sus asalariados. Pero gracias a Carlos Deza, la vieja, como la llaman, intercede por ellos ante Cayetano y éste en ostentosa acción de poder y caridad, salva personalmente uno de los barcos que en una noche de tormenta se había escapado a la deriva. Pero Carlos y Dona Mariana deben inician una tristisima despedida... De ella depende que Carlos permanezca en su puesto en Pueblanueva o que desista de su cometido frente a las gentes que le aguardaban y le han confiado. O sino que regrese, de donde vino, de Europa o de donde fuese, dejando a Cayetano el campo labrado y las manos libres para sus conquistas, como antano, cerrándose entonces y definitivamente, el círculo que se habia abierto, como una brecha insospechada, con el mar picado, oscuro y bravío de fondo, ante un espejismo.

IOI


"La pascua triste"
III Parte
y última.



La tercera parte y final de esta trilogía engancha a todos los personajes. Muere Lucia. La iglesia es quemada y las pinturas frescas de fray Eugenio destruidas. Y el loco de Paco quiere dar muerte al amo, a Cayetano, aunque antes le encierran en el manicomio, porque Cayetano dió una paliza de muerte a Juan Aldám, y violó a Clara y también Carlos Deza recibió. Estos 3 últimos son los que se terminan iendo de Pueblanueva del Conde. El resto sigue allí. Los marineros deben dejar los barcos y trabajar para Cayetano en los astilleros. El pueblo continua igual. Si algún dia vamos por aquellas latitudes, el mar sigue verdoso a veces, el viento fluye frio y cálido según la estación del tiempo y el pazo de Don Carlos se alza igualmente, magestuoso aún con las ventanas cerradas, así como abandonada la casa de Dona Mariana que quedó sin muebles y sin la senorita Germaine de Paris que habia de seguirla en sus pasos, pero que prefirió dedicarse a ser artista y cantar ópera en los teatros extrangeros con la fortuna que heredó sin ningún esfuerzo. Contra la dictadura, el socialismo, el fascismo o el anarquismo, ni los chismorreos en Pueblanueva del Conde ayudan al bien. Como nadie entiende ni de política, ni de arte, ni de honores ni de na, da lo mismo el título y sigue mandando el mismo de antes y el mismo que mandará siempre, el malo y el bruto, osease el socialismo puro y duro.


Trackbacks

    Keine Trackbacks

Kommentare

Ansicht der Kommentare: (Linear | Verschachtelt)

    Noch keine Kommentare

Kommentar schreiben


Umschließende Sterne heben ein Wort hervor (*wort*), per _wort_ kann ein Wort unterstrichen werden.
Die angegebene E-Mail-Adresse wird nicht dargestellt, sondern nur für eventuelle Benachrichtigungen verwendet.
Um einen Kommentar hinterlassen zu können, erhalten Sie nach dem Kommentieren eine E-Mail mit Aktivierungslink an ihre angegebene Adresse.

Um maschinelle und automatische Übertragung von Spamkommentaren zu verhindern, bitte die Zeichenfolge im dargestellten Bild in der Eingabemaske eintragen. Nur wenn die Zeichenfolge richtig eingegeben wurde, kann der Kommentar angenommen werden. Bitte beachten Sie, dass Ihr Browser Cookies unterstützen muss, um dieses Verfahren anzuwenden.
CAPTCHA